Buscador sitio
Acceso Intranet

Qué hacer cuando quiera comprar mi casa

Septiembre, Mes del Testamento
Con frecuencia, el patrimonio de las familias consiste principalmente de inmuebles. Por ello y para evitar problemas, es muy importante que su compraventa se lleva a cabo tal y como lo marca la ley.
Si ya tengo un acuerdo para comprar una casa, el Código Civil establece como regla general que la transmisión de la propiedad debe hacerse mediante una escritura pública ante notario.

Evita firmar contratos privados o comprar inmuebles mediante poderes irrevocables. Acércate a tu notario o notaria, el cual te auxiliará para adquirir la propiedad de manera segura.

Asimismo, puedes realizar tu escritura con importantes descuentos fiscales y otras facilidades para cierto tipo de propiedades, a través de la Jornada Notarial, cuyos beneficios del programa son otorgados durante todo el año.

Requisitos previos para escriturar

Debes hacer cita con tu notario o notaria y tener el original de los siguientes documentos:



¿Cuánto cuesta escriturar?

Como auxiliar de la administración de justicia y de las autoridades fiscales, el notario o notaria tiene la obligación de retener (cobrar) los impuestos que se generen en una compraventa e integrar esa cantidad al fisco.

Pasos para escriturar

Lo principal es asistir con un notario o notaria, quien:



De igual forma, cobra los derechos, avalúos, gestorías y demás gastos que genera una escrituración. Por su parte, los honorarios del notario o notaria se calculan en función de lo que la autoridad señala que debe cobrar (conocido como "Arancel"), el cual es del orden de la sexta parte del pago total hecho al notario o notaria.

El notario o notaria te informará, en un desglose, cada uno de los conceptos erogados.

¿Por qué debo escriturar?

Tu escritura es el documento que comprueba que eres el propietario. Te ayuda a que cuando quieras vender, todo esté en regla y, en caso de herencia, permite transmitir el bien a tus herederos sin ningún problema.

Además, tu escritura evita posibles fraudes que pueden propiciar el quebranto de familias enteras. Precisamente, el notario o notaria otorga seguridad jurídica a dichas transacciones.